Saltear al contenido principal
¿En Qué Consiste Una Inspección De Ascensores?

¿En qué consiste una inspección de ascensores?

Todos los ascensores tienen que ser revisados de forma periódica, sin importar que sean viejos o nuevos. Es lógico que se hagan revisiones para controlar que funcionan bien y no dan fallos. Pero, además, estas inspecciones son obligatorias y hay un reglamento (aprobado en 2013) que las regula.

¿Quién realiza la inspección de los ascensores?

Los ascensores se revisan por la empresa instaladora regularmente y realizan las tareas de mantenimiento pertinentes. Estas revisiones son preventivas y ayudan a evitar averías o a repararlas.

Pero existe otro tipo de inspección: la que realiza el OCA (Organismos de Control Autorizado). Esta inspección se asemeja a la ITV de los vehículos y sirve para asegurarse de que el ascensor cumple con la normativa vigente. En algunos casos la misma empresa instaladora está registrada como OCA pero si no lo está, debe realizarla una empresa externa.

Cómo se realiza la inspección de ascensores

Durante la inspección están presentes el inspector del OCA y un técnico de la empresa mantenedora. El inspector realiza diferentes comprobaciones tanto en la sala de máquinas como en el hueco del ascensor y en el interior del mismo. Por ejemplo, revisa el limitador de velocidad y de peso, el estado de las guías, los cables, la apertura de puertas, etc.

¿Cuándo hay que pasar la inspección del ascensor?

La inspección que realiza este organismo se realiza de forma periódica, dependiendo del tipo de edificio y de la frecuencia de uso estimada del mismo:

  • Si es un edificio industrial o de pública concurrencia se realiza cada 2 años.
  • En edificios de viviendas de más de 4 plantas o más de 20 viviendas se hace cada 4 años.
  • En el resto de casos la inspección es cada 6 años.

En caso de que ocurra un accidente se realiza una inspección para analizar las causas y descartar que sea por fallo del ascensor. También se revisa si se hace alguna reforma en la instalación o cuando cambiamos la empresa que se dedica al mantenimiento.

La función del OCA es asegurarse de que el ascensor funciona en condiciones óptimas y con los mínimos de seguridad que exige la ley.

¿Qué ocurre si el ascensor no pasa la inspección?

Si se detectan fallos leves no se impide el uso del ascensor pero se deben corregir para que no haya problemas en las próximas inspecciones.

Cuando se detectan fallos graves se da un plazo de tiempo de seis meses para arreglarlos. Si no se hace dentro de plazo se puede paralizar el uso del ascensor.

Los fallos muy graves provocan la suspensión del uso del ascensor porque suponen un peligro directo para los usuarios.

Para evitar estos fallos hay que realizar las revisiones periódicas de mantenimiento. El objetivo debe ser la seguridad de los vecinos y no solo la aprobación del Organismo de Control.

Instrucción Técnica Complementaria de ascensores

Si eres el responsable del ascensor o llevas la presidencia de una comunidad de vecinos haces bien en echar un vistazo a la Instrucción Técnica Complementaria AEM 1 de ascensores que encontrarás en el Real Decreto 88/2013, de 8 de febrero. No es necesario conocerlo a fondo pero sí estar familiarizado con él.

En muchos casos la empresa de administración de fincas se encarga de avisar a la empresa de mantenimiento y al OCA. Y hay que recordar que estas inspecciones están pensadas para nuestra prevenir fallos y garantizar nuestra seguridad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *